Capítulo I. Una noche en la Ópera

Ir abajo

Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 18/08/11, 02:36 am


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Londres, Marzo de 1886.

Tras meses de desapariciones, pánico en las calles y alguna muerte, la ciudad vuelve a la tranquilidad. Scotland Yard sigue vigilante y parece que los tenebrosos días de la “Dama de Sangre” han quedado lejos. Las sospechas de asesinato han recaído sobre los más débiles. Esta vez se acusa a un grupo de rateros, el clan Hole, de ser los culpables de las desapariciones y las muertes. En un registro rutinario por parte de las autoridades se encontraron a varios niños huérfanos en un sótano lo que desató las sospechas. Aunque no se ha probado nada, la situación para estos ladrones es cada vez más complicada. A pesar de que una pequeña parte de la sociedad los apoya y pide clemencia, la gran mayoría desea un ajusticiamiento público mientras que los vampiros, contentos con que las sospechas se alejen de ellos, comienzan a buscar culpables dentro de sus filas ¿Quién fue el que desató la histeria antivampiros la primera vez?

Para la alta sociedad, aislados del mundo, la temporada de debutantes está en su momento álgido. Son muchas las jóvenes que ya están ultimando sus planes de boda mientras que otras, algo más perezosas todavía se deshacen en los halagos de sus múltiples pretendientes. Bailes, obras de teatro y celebraciones para disfrutar de la noche londinense. Esta vez el evento no es otro que el estreno de Otello, la obra de Verdi que tantos éxitos ha cosechado en otras ciudades Europeas.

Las aguas parecen volver a su cauce, pero el Támesis, igual que la sociedad Londinense esconde aguas estancadas. Las piezas del puzzle no encajan y solo hace falta un soplido para que este castillo de naipes que es la tranquilidad se venga a bajo.


Situación Inicial

Son las 18:00 horas del 16 de Marzo de 1886. Acaba de anochecer. Han pasado aproximadamente seis meses desde el prólogo.

Clan Hole: A la espera de juicio. No están arrestados pero la policía está muy pendientes de ellos. La situación es complicada, son tachados de asesinos y es dificil salir a la calle.
Vampiros: Las cosas no pueden ir mejor. Las sospechas están lejos y todo parece volver a la normalidad. Es hora de buscar culpables y tomar medidas.
Alta sociedad: Otello de Verdi se estrena esta noche, a las 21:00 horas. La ciudad está tranquila, la autoridad hace su trabajo, disfrutad de la apacible noche.
Clases bajas: La ciudad no se preocupa demasiado por vosotros pero siempre teneis algún plan especial. Burdeles, tabernas o fumaderos de opio siempre están abiertos. Cuidado, puede que no vuelvas a casa.

Otras notas

- Se ha cambiado la tabla de personajes ( [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] )asi que, please *__* (no me mateis) si podeis editar las bios con las nuevas fichas, os adoraré el resto de mis días. Luego las subo yo.

- Las relaciones victorianas han cambiado. Podeis verlo [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]. Ya sabeis, una tablita por personaje y añadir a las personas que conozcan con descripción Wink. También podeis pedir más relaciones (Si teneis dudas de como funciona me mandais un MP)


Y a rolear! que ya os he dado bastante la murga! >__<
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 18/08/11, 02:58 am

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Humana | Joven debutante
Ft. Madre ¿Esperando por Travel?
en Mansión Malory
ESPERO | DOY
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Vampira | Marchante Arte
Ft. Bastian Shaw
en Estudio de arte
ESPERO | DOY
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Humana| Ladrona
Ft. ¿Resto del clan?
en Guarida??
ESPERO| DOY
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Humana | Dama de sociedad
Ft. ¿Alaric?
en Casa
ESPERO | DOY
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Humana | Costurera
Ft. DISPONIBLE
en XXXXX
ESPERO | DOY

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Humana | Prostituta
Ft. DISPONIBLE
en Taberna Hell & Hound
ESPERO | DOY

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Humano| Empresario
Ft. William Gallagher
en Mansión Sussex
ESPERO | DOY
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Humano| EN CREACIÓN
Ft. No disponible
en XXXXX
ESPERO | DOY
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 18/08/11, 04:30 am

Amy Malory
Ft. Charlotte Malory (Esperando por Travel McGrow) || En: Mansión Malory.

- No servirá de nada que quieras convencerme, mamá– le dije mientras servía el té.

Mi madre se recostó en el sofá considerando sus opciones. Me la había cruzado varias veces en el día, no me había dicho nada pero su mirada la había delatado. Daba igual que me hubiese dirigido un escueto “¿puedes servir el té?”. Yo sabía de qué quería hablar.

- ¿Acaso ahora lees la mente?

Reí.

- ¿Leer la mente? No hace falta hacerlo para saber que estabas pensando. Es evidente que Lord Sussex ha hablado contigo, y ahora te toca a ti aleccionarme. ¿Es eso?

- Lo siento, Amy – se disculpó ella -. Pero ya sabes que deberías barajar todas las opciones.

Hice una mueca, y solté un suspiro cansado.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
- ¿Acaso no lo hago? ¿Acaso no he aceptado la invitación para ir a la ópera de Lord McGrow? No es que no baraje todas las opciones es solo que – busqué la mejor manera de definirlo -, el resto no despiertan mi interés.


- Amy, no quiero ver como te hacen daño.

- Mamá – tomé una de sus manos enguantadas –, y no lo harás. Mi romance tendrá un final tan feliz como el tuyo.

- Cariño, conozco a los artistas. Bastian Shaw nunca se casará contigo.

- ¿Ni aunque me ame?

- Bueno… no… eso sería diferente pero…

- No me digas que no puede ser – la interrumpí -. Porque todo es posible. Desde luego que de la manera que se está comportando se resistirá hasta el final. Lo espero.

- Igual no está interesado, Amy. Eres preciosa y de buena familia pero los pintores no son madera de matrimonio, créeme.

Hice un gesto de impaciencia.

- Vaya unas esperanzas que me das – me quejé -. Supongo que es una suerte que el amor escuche al corazón en lugar de los consejos, por muy bien intencionados que sean.

- ¿Estas insinuando que me guarde mis opiniones? – dijo mi madre algo ofendida. Lo que me faltaba, enfadar a mi madre.

- No he dicho eso – me apresuré a decir –. Pero soy lo suficientemente adulta como para saber lo que quiero. Después de todo es mi vida de la que estamos hablando y si no hago todo lo posible por conseguir al hombre que amo será sólo mi culpa ¿no es cierto? Me encantaría que las cosas fueran diferentes y fuera él quien diera los pasos adecuados pero parece que se niega – al menos de momento –. Por eso lo haré a mi manera y si no funciona, no funciona pero lo habré intentado.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
- Está bien – claudicó-. Pero dime ¿Por qué no te has rendido? Según tengo entendido te ha rechazado más de una vez.

- Eso no quiere decir nada – le quité importancia.

- ¿Qué te hace pensar eso?

- La manera en que me besa.

Mi madre se incorporó en el asiento escandalizada, con una mano en la boca. Justo en ese momento llamaron al timbre. Tenía que ser Lord McGrow pero antes de irme quería dar esta conversación por finalizada. Mientras las sirvientas abrían y lo hacían pasar, miré a mi madre.

- ¿Me apoyarás?

Mi pregunta pareció impresionar a mi madre que parecía tener una lucha interior consigo misma. Suspiró y después sonrió. Yo también lo hice.

- Si alguien es capaz de conseguirlo esa eres tú, hija mía. Si es lo que quieres ve a por ello.

- A papá va a darle un ataque – y otro a Lord Sussex. Mi madre se acababa de cambiar de bando.

- De momento mejor guardar silencio – dijo mi madre justo cuando Lord McGrow hacía acto de presencia en el salón -. Señor McGrow, un placer recibirle en mi casa.

- Buenas noches, Lord McGrow - también saludé yo.
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  dynamo el 18/08/11, 05:05 am

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] Lord Travel McCrow

Con...Lady Amy Malory
En...Mansión Malory
DOY

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] Livia Widmer

Con...
En...
DISPONIBLE

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] Timothy Phoenix

Con...
En...
DISPONIBLE


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] Lady Camille Axelsson

Con...
En...
DISPONIBLE

avatar
dynamo
Ratero

Mensajes : 52
Fecha de inscripción : 17/12/2010
Años: : 29

Ver perfil de usuario http://dblive.foroactivo.mx/forum.htm

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 18/08/11, 05:39 am

Lord Sussex
Ft. William Gallagher || En: Mansión Sussex

No entendía como una muchacha de 18 años podía ser capaz de desbaratar todos mis planes. Había llevado mucho tiempo planearlo, cada uno de los movimientos, precisos como el mecanismo de un reloj y ahora, una niña, hacía que todo se tambalease.

Maldita joven y malditos padres que la consentían. El amor verdadero. ¡Tonterías! ¿Desde cuando la alta sociedad se casaba por amor? Eran los negocios lo que imperaban y la unión de Travel y Amy era un buen negocio. Mantendría a Scotland Yard alejado de mí y la fortuna de los Malory se duplicaría ¿qué más se podía pedir? Amor, claro. Y a James se le caía la baba con la pequeña y Charlotte aplaudía el circo que su pequeña prostituta de pintor estaba montando. Al menos ya había empezado a tomar cartas en el asunto y tras una charla moralista aunque con tono paternal, Charlotte no estaba segura de que el señor Shaw fuera lo mejor para su hija. James estaba más que convencido. Pintores y deshonra de jóvenes eran palabras que iban unidas y yo me encargaba día tras día de recordárselo. Amy podía olvidarse de sus románticos planes porque, aunque no tenía nada en contra de Bastian, su romanticismo no tenía cabida en mi gran plan. Y ella, como moneda de cambio que era, había sido prometida a Travel McGrow y yo siempre cumplía mis promesas.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Miré el reloj encima de la chimenea y desde el sofá orejero de cuero negro eché otro vistazo impaciente a la puerta. El mejor de mis hombres, mi espía mejor cualificado ya tendría que estar aquí. Eran las seis de la tarde y sabía de buena tinta que hacía más de una hora Amy estaba en casa. ¿Dónde se había metido? Seguro que en una taberna. Maldito irlandés borracho.

- ¿Y bien? – Pregunté cuando lo vi entrar por la puerta de la biblioteca. Si había algo que me ponía de peor humor que la impuntualidad era el silencio y Gallagher estaba cumpliendo las dos premisas -. Supongo que tendrás algo interesante esta vez. Saber que el hijo del difunto Shaw se ha pasado tres horas pintando a mi ahijada para luego ella abandonar el estudio no me vale. James me ha asegurado que la tonta de Amy se está enamorando de él – aseguré antes de apretar mi vaso de coñac -. Así que algo tiene que estar haciendo ese mentecato para que ella ose revelarse contra mis planes-. Nuestros planes – Dime, ¿Qué hay de novedad en la parejita?
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 18/08/11, 01:41 pm

Rose LePrince
Ft: Bastian Shaw || En: Estudio de arte.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Esta noche estaba de un fantástico humor. En realidad habían sido unos días espléndidos desde que aquellos insignificantes ladronzuelos habían sido acusados de las desapariciones de niños. Adiós vampiros, hola humanos. Ya lo decían los periodistas en sus artículos “la realidad siempre supera a la
ficción”, sí y la idiotez humana siempre supera a los hechos cotejados. Mejor así, después de todo iba a ser útil tener a las altas esferas de la justicia controladas. Pobre comisario y pobres jueces, antes de que pudieran evitarlo iban a ajusticiar a un grupo de ladrones inocentes. Qué desagradable – pensé con un suspiro – pero para mantener secretos a salvo, alguien tenía que morir. Las cabezas de turco eran algo común a lo largo de la historia, y esta vez no iba a ser diferente.

- Esta obra es maravillosa – dije en lo que trataba de ser un halago, regresando al mundo mortal -. Podría encontrar buenos compradores si está interesada en venderla, señor Shaw.

El señor Shaw, mi último capricho humano. Hermoso como un ángel y con habilidades artísticas propias de los Dioses. Desde que nos habíamos conocido casualmente en la presentación de los Malory había visto algo especial en él y hoy, que contemplaba sus obras por primera vez, mi instinto volvía a demostrarme que nunca fallaba.

Aparté mis ojos del cuadro y lo miré a él. Quizás era el momento de procrear, de aumentar
el clan. Livia era la única de mis vástagos a la que mantenía cerca e iba siendo hora de darle un compañero de juegos. Ridley no dejaba de ser una mala influencia para ella, sin contar que últimamente los dos pasaban mucho tiempo juntos lo que conseguía crisparme los nervios.

- Tiene una visión del mundo muy especial – continué -. Y conozco un par de personas que estarían encantadas mostrando este lienzo en su salón. ¿Nunca ha pensado buscarse un patrocinador? – Pregunté -, o patrocinadora, en este caso.

Sonreí antes de continuar mi paseo por el estudio contemplando el resto de sus obras: pintura, escultura, ilustración… El joven humano dominaba varias técnicas y en la sala había piezas brillantes. Cuanto más lo serían cuando el mundo fuera visto por sus ojos de vampiro. Estaba decidido, el joven Bastian Shaw sería parte de mi clan, Livia se merecía un hermano.

- ¿Porqué no lo discutimos en la ópera? – Aventuré -. Hoy estrenan Otello y estoy deseando asistir. Podríamos hablar de negocios y sin duda disfrutar de una velada interesante. Siempre que no le moleste que sea la dama quien formalice la invitación y no usted. Igual he sido un poco atrevida – me disculpé. Maldito protocolo inglés -. Por favor, perdóneme.
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Beckett el 19/08/11, 03:51 am

Will Gallagher
Con Lord Sussex / En Su Casa


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Las misiones espía que me encargaba el viejo me crispaban los nervios, no me gustaba para nada pasarme horas observando… lo mío era la acción, la violencia y cuanto más “sucia” era mejor… esto era un aburrimiento. Sí, soy muy bueno en lo mío y me pagan más que a un Duque pero era un desperdicio de mí tiempo.

Por fin tras cinco horas me dirigía a casa de Lord Sussex a darle el parte. Iba tarde y eso le cabreaba mucho pero me la traía al viento porque tenía novedades jugosas y no pude evitar sonreír pícaramente al entrar en el despacho… que bonito recibimiento, tan rancio como siempre

Le ignoré completamente mientras hablaba, solo escuchaba el “blablá” de siempre, que pesadito estaba con el tema de la cría. Me acerqué a donde tenía el licor y me serví una copa de uno de sus exquisitos whiskies… cosa que no le hizo mucha gracia porque me miró como si quisiese diseccionarme, arqueé una ceja – Me lo merezco, créeme. Traigo noticias jugosas –

Me recosté en una de las butacas – La parejita sigue con las mismas miraditas de siempre. No puedo escuchar lo que dicen pero parece que a Lady Malory le gusta oír las historias del joven pintor… el bohemio es agradable, para que mentir – le di un trago a mi bebida y alcé mi mano en señal de “espera” ya que veía que el viejo iba a protestar – pero eso no es lo más interesante amigo mío…. Después de que su ahijada se marchara seguí al pintor a una galería de arte y ¿adivina quién estaba allí? – se ve que no le van las adivinanzas por la mirada que me echó, que poca paciencia tenía este hombre – Su “querida” Rose LePrince – pude ver que eso sí que le interesaba – Parece ser que la señorita LePrince está más que interesada en el joven muchacho, el motivo ni lo sé ni me importa pero puede que le interese hablar con ella- y cuando digo hablar digo “discutir” sobre el tema porque estoy seguro de que le sacará partido a la situación.

Levanté mi vaso en señal de brindis por las buenas noticias – espero que ese nuevo dato le haya alegrado la noche -
avatar
Beckett
Ratero

Mensajes : 36
Fecha de inscripción : 16/12/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  dynamo el 24/08/11, 10:45 pm

Lord Travel McCrow
Con Amy Malory /En Mansión Malory

Los últimos meses había sido todo un reajuste de estrategias, amistades y sobre todo planes, ya que con el escándalo de los ataques por la comarca apuntando a las ratas de clanes ladrones personas como yo debíamos tomar cartas en el asunto para asegurarnos que todo eso terminase de una vez por todas, certera y eficazmente.

Me había reunido con algunos elementos del Scotland Yard al igual que otros acaudalados para pedir una solución inmediata, sobre todo porque este tipo de situaciones hacia que me fuera imposible saciar algunos de mis placeres como antes lo solía hacer...ahora ya no podía rondar por los pueblos cercanos en busca de pasión porque eso entorpeceía las investigaciones y peor aún si fuera descubierto tendría que negociar con esos estúpidos del Yard para que no tomaran en cuenta mis visitas a los pueblos.

Por otro lado la situación con mi familia me tenía astiado, mi hermana y mi madre...ese par de arpías me sofocaban y en cuanto a mi padre aún no llegaba el momento en que el viejo muriera, mi plan de acelarar las cosas con el veneno no había funcionado por que el estúpido médico que me lo daría había decidido dejar Londres para retirarse a Alemania.

Lo único bueno parecía ser que la hermosura de Amy Malory parecía estar cediendo a mis encantos, y por mucho que odiara atarme a alguien era bueno formar parte de la familia Malory, y más si eso incluía fornicar sin problema con su muchachita. Hoy había decidido seguir con el cortejo de la joven, así que mi invitación para llevarla a la Ópera estaba en proceso...

Arribé a la gran Mansión sin tardanza siendo recibido por el chalán y la madre de la joven, quien parecía estar teniendo una conversación con Amy.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
- Mi Señora...mi Lady- digo en tono de saludo a la madre y a la hija- espero no haberme retrazado, esos idiotas del Scotland Yard obstaculizan todas las calles con sus inútiles investigaciones- digo mientras me acomodo el abrigo y me dirijo hacia Amy mirándole de arriba a abajo sin que la madre lo note-.

- Es momento de irnos mi Lady ¿no querrá llegar tarde a la función o si?- le digo cerca del oído resoplando aire tibio que roza su cuello. La verdad es que no tengo nada de ánimo de soportar la función en el teatro, pero tratándose de la compañía de Amy Malory supongo que tendré que hacerlo...significa bastante mi acercamiento con la joven.-

avatar
dynamo
Ratero

Mensajes : 52
Fecha de inscripción : 17/12/2010
Años: : 29

Ver perfil de usuario http://dblive.foroactivo.mx/forum.htm

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Miss_F el 25/08/11, 12:11 am

Lady Diana De Bourg
(en su casa, escribiendo a Lord Sussex y a William Gallagher)

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Como todos los días en Londres, el de hoy no sorprendía y amanecía entre nubes, con esa densa humedad envolvente y esa espesa niebla que todo lo cubría, dificultando a los buenos habitantes de la ciudad sus labores diarias, problema que a mi en nada me perjudicaba, exceptuando el pequeño detalle de impedir a los jóvenes mozos de la urbe apreciar mi inocente belleza.

El carro frenó en seco con, para mi gusto, poco tino ante la que sería mi residencia durante mi estancia, esperé a que el cochero me abriera la puerta y me ofreciera su grasiento guante para ayudarme a bajar, desde luego no necesitaba de esas atenciones, estaba mas que provista de habilidades para hacerlo por mi misma, pero la condición de señorita y los pocos años que mi apariencia me granjeaba me obligaban a refinar mis modales.

La casa era lo que se podía esperar de Ridley, lujosa hasta el descaro pero con elegancia, el recibidor daba lugar a una amplia sala de estar, tapices con escenas de caza y algún que otro retrato de alguien desconocido decoraba el cuarto junto con candelabros y varios objetos de recuerdo probablemente obtenidos como subvenir en los diversos viajes de mi anfitrión.

Me senté en la mesa del comedor mientras un par de doncellas subían mi equipaje, tome un papel y mojé la pluma en el tintero. Era hora de ponerse seria y poner las cosas en orden. La pluma se deslizó sobre la hoja con destreza, dejando grabada en ella una caligrafía fina y ligeramente curvada.

“Lord Sussex, aun no tenemos el placer de conocernos en persona y puesto que negocios de otra índole me han traído a esta preciosa ciudad me encantaría poner fin a esta situación, le ruego para que encuentre unos minutos en la función de esta noche para mi, ansió poner rostro a un fiel amigo y trabajador. Lady Diana de Bourg”

Esa había sido sencilla, era mejor permanecer ignorante, Ashley siempre me había hablado bien de él, pero hombres con tanta ambición y con una inteligencia mal encaminada siempre terminaban por corromperse, estaba escrito desde el inicio de la historia, los humanos no estaban hechos para jugar con los dioses. Y desde luego este hombre en particular iba a comprender pronto porque.

La segunda carta fue mas difícil, no por el contenido, sino porque no estaba acostumbrada a requerir los servicios de alguien así, un hombre al que puedes comprar es difícilmente alguien en quien puedes confiar, pero Ridley ya me había advertido como se hacían las cosas aquí, y ver a una dama merodear sola no estaba bien visto, fuese cual fuese el propósito.

“Le hago llamar porque requiero de sus...habilidades, le ofrezco un trabajo por el que será muy bien remunerado, me han recomendado sus servicios por su profesionalidad y su discreción, espero no estar equivocada. Mi cochero le guiará para nuestro encuentro donde obtendrá mas detalles de mi oferta. ”

A continuación hice llamar al sirviente que me había traído hasta aquí y le di ambas cartas con sus correspondientes explicaciones. Debía entregar la primera y esperar respuesta de Lord Sussex y posteriormente entregar la segunda misiva a William Gallagher, si había conseguido atraer su atención no pondría reticencias cuando mi hombre colocase una venda sobre sus ojos para traerle hasta la que ahora era mi nueva casa. Por el momento no quería verme involucrada con este tipo de persona, y el hecho de que él pudiera reconocerme y usarlo en mi contra en nada me beneficiaba.

Ya podía tachar dos cosas de la lista, el siguiente paso seria mostrarme en mi círculo, donde la gente como yo debía de estar al tanto de mi llegada gracias a Ridley, pero no podía abandonar el protocolo y este me decía que debía presentarme personalmente ante parte del consejo o al menos alguien influyente para dejar constancia de mi presencia y de mi lealtad ante ese sinsentido de tratado para salvaguardar y mantener la paz con lo que yo consideraba hasta ahora mi comida. Pero eso sería mas adelante, mis días en Londres prometían entretenimiento asegurado, ya tenia ganas de ver a antiguos...amigos y porque no...Ajustar cuentas siempre resultaba divertido cuando tienes todas las de ganar.
avatar
Miss_F
Holgazán

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 14/12/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Miss_F el 25/08/11, 12:19 am

Eve Ackerman
(En su casa preparandose para la ópera-Encontrable)

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
El incienso llenaba la estancia y mis pulmones, había perdido la noción del tiempo en el interior de aquellas paredes, entre ese aroma místico, las pisadas arrastradas de alguna anciana un par de bancos detrás del mió y el susurro lejano de las plegarias ahogadas en llanto de otra joven poco mas mayor que yo aunque de una clase social diferente.

La mayor parte del tiempo gobernaba un silencio sepulcral, por eso adoraba este sitio, ajena a lo que ahí fuera me esperaba, los viejos muros de la iglesia me brindaban protección y la seguridad de que no seria molestada, de que no estaba sola y que aunque no pudiese verlo, alguien aun se preocupaba por mí.

Ya había pedido por mi madre, para que despertarse de ese letargo que la sumía en sueños y obligaba a permanecer hospitalizada, había pedido por mi padrastro porque la bebida no fuese mas fuerte que él y no nublase su juicio, y por Amy, para ella siempre había un hueco en mis rezos, y más últimamente, que se había involucrado en una guerra por el amor verdadero llevándose por medio las esperanzas de un marido de su misma condición y las expectativas de su padrino. Presentar batalla a la nobleza, y más concretamente a sus estatutos sobre las normas a seguir de una señorita era una causa perdida, así que temía por el sufrimiento de mi amiga y rogaba para no tener que recoger mas tarde los pedazos de un corazón maltrecho.

Mis pequeños tacones resonaron en las frías escaleras de piedra al bajar por ellas, llamando así la atención del mozo al que se le había encargado la tarea de traerme y llevarme de regreso y sin paradas hasta casa. Tenía que regresar con tiempo para acudir al estreno de esta noche, opera, una obra magnifica y una oportunidad de ver a Amy y saber mas sobre su romance con el pintor. Probablemente estaría acompañada por el señor Travel así que yo serviría como la perfecta excusa para separarla de él durante un tiempo, cualquier caballero no se negaría a dejar un momento a solas a su bella acompañante junto a su mejor amiga para ponerse al día.



avatar
Miss_F
Holgazán

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 14/12/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Beckett el 28/08/11, 02:31 am

Bastian Shaw
Con Rose LePrince / En Estudio de arte

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Amy… Amy… Amy… eso es en lo único que puede pensar mi cabeza desde hace semanas, en la joven Malory, no me está siendo nada fácil resistirme a sus intentos de aproximación, pero es que sé que no le haría gracia a su padrino, quien seguro tiene a alguien mejor… alguien de su condición en mente y sinceramente, no me apetece terminar en el fondo del Támesis…

Aunque, he de admitir que últimamente pienso más en hacerle frente al viejo si hace falta… y que pase lo que tenga que pasar. Afortunadamente hoy tengo a la señorita LePrince para desviar mi atención. Hacía mucho que no mostraba mis obras a nadie, me alegro de que le gusten.

-Me alagan sus comentarios Lady LePrince. Hacía tiempo que no dejaba que mis obras fuesen…. Admiradas. Lo cierto es que no pienso que tenga una visión especial, simplemente intento reflejar la belleza de todo lo que me rodea en mis obras… o al menos intentar aproximarme a ello – dije con una sonrisa – Trabajé como marchante de arte en Francia pero… no había pensado en patrocinar mis obras. Si crees que alguien puede estar interesado en alguna pieza tienes libertad absoluta para hablar con ellos, sería una pena que estuviesen guardadas – ella me gustaba, tenía buen gusto y sabía que era la mejor persona en la ciudad con relación al arte, y probablemente la mejor de toda Inglaterra, como mínimo.

Me dijo de discutirlo en la Opera y luego se disculpó por su atrevimiento. Solté una carcajada sincera, hacía mucho tiempo que no lo hacía – Perdóname, si te he ofendido con mi risa – dije rápidamente – Que sea de buenos modales no significa que no piense que el protocolo esté anticuado. Me parece que todas estas…. “Normas” sobran en una sociedad avanzada – eran estúpidas y me ponían de los nervios – Estaré encantado de ir a la Opera con usted, Milady. Apuesto que será una velada agradable –

Tenía una botella de champán en una zona del estudio, no recuerdo que hacía ahí pero podía servirnos ahora - ¿Le apetece una copa de champán? Podríamos brindar por… los negocios -



* hoy no es mi día xD
avatar
Beckett
Ratero

Mensajes : 36
Fecha de inscripción : 16/12/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 28/08/11, 04:07 am

Lord Sussex
Ft: William Gallagher || En: Mansión

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Si no fuera porque este maldito irlandés era tremendamente bueno en lo suyo ya haría tiempo que lo hubiese mandado a hacer compañía a los peces en el Tamesis. Era faltón, arrogante, engreído y sobre todo, debido a los trabajos que realizaba, conocía demasiados secretos. Pero de momento sabía mantener la boca cerrada y en cada trabajo me aseguraba de pagarle lo suficiente para que no se plantease traicionarme. Nadie en toda la ciudad de Londres, o quizás en toda Inglaterra, le pagaría lo mismo que yo pagaba.

Escuché atentamente su informe sobre Amy y el mal nacido de Shaw. De nuevo las mismas historias de siempre. ¿Cuándo pasaría algo interesante con lo que separarlos definitivamente? ¿Acaso ese maldito “hijo de la revolución” no pensaba tocarla? Sólo con deshonrarla tendría suficiente para acelerar la boda entre McGrow y la pequeña zorra pero él se resistía y mi paciencia empezaba a agotarse.

-¿Sólo eso? – pregunté lacónicamente.

Después de que su ahijada se marchara seguí al pintor a una galería de arte y ¿adivina quién estaba allí?

- ¿Santa Sofía?– Ironicé con desagrado. ¡Maldita sea, no tenía toda la noche para estar con estas tonterías!

- Su “querida” Rose LePrince . Parece ser que la señorita LePrince está más que interesada en el joven muchacho, el motivo ni lo sé ni me importa pero puede que le interese hablar con ella.

Vaya, Rose LePrince. El asunto se ponía interesante y como había dicho el muchacho me interesaba saber que hacía la vampiresa con el pintor. Otra maldita mujer a la que tenía que atar en corto si no quería verme traicionado por ella. Sin embargo, esperaba poder llegar a un acuerdo con relación al señor Shaw que nos beneficiase a los dos. Conocida era su fama de madame, quizás si la hallaba de buen humor y jugaba mis cartas adecuadamente podría quitar a Bastian de mis preocupaciones de una vez por todas.

– Espero que ese nuevo dato le haya alegrado la noche comentó levantando la copa para brindar.

- Bueno, ya es algo más de lo que has hecho en noches anteriores – brindé -. Te agradezco tus servicios – le di un trago a la copa.

Me levanté y me acerqué a la ventana para mirar la noche que acababa de empezar. Apoyé la copa sobre una mesa auxiliar cercana y luego me giré para volver a mirar al irlandés.

- Me gustaría quedarme y tener una agradable charla – aseguré con falsa cortesía. Ahora que había hecho su trabajo no teníamos porqué seguir con esta farsa -. Pero tengo asuntos que resolver en la ópera. Puedes acabarte el whisky pero abandona mi casa una vez que termines la copa. No quiero que ninguno de mis sirvientes te confunda con un ladrón – y por su atuendo no sería difícil hacerlo.
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 04/09/11, 05:39 pm

Rose LePrince
Ft. Bastian Shaw ||En: Galería / Ópera.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
El señor Shaw no se tomó como un atrevimiento mi invitación a la ópera. Todo un alivio. Era bueno saber que el joven artista tenía la mente abierta en esos aspectos. Ahora que había decidido que lo quería en mi clan, tendría que aceptar muchas nuevas verdades sin explicación y su mente, receptiva al cambio, facilitaría sobremanera todo el asunto.

- ¿Le apetece una copa de champán? Podríamos brindar por… los negocios -

- Usted siempre tan atento, Sr. Shaw – agradecí -. Brindemos por una nueva etapa en nuestras vidas que auguro estarán llenas de éxitos.

Levanté la copa que me acercó y después di un trago largo. Él no lo sabía pero estaba empezando a sellar su destino eterno.

- Ahora, aunque el lugar sea perfecto y la compañía inmejorable, deberíamos partir hacia la ópera. No soy muy dada a los tumultos y no deseo llegar al teatro cuando toda la multitud desee entrar en el último momento.

Fuera de la galería nos esperaba mi cochero. Me ayudó a subir al carruaje y tras de mí subió el señor Shaw. Tras acomodarse di la orden para ponernos en marcha. Durante el trayecto seguimos hablando de sus obras y de algunos pintores que estaban destacando en París. No sería mala idea regresar para enterarse de las últimas tendencias pictóricas y, aprovechando, hacer una visita al consejo de vampiros parisiense para saber como era su situación y la des resto de consejos. Vivir en una isla siempre te hacía estar más aislado. El carruaje se detuvo y los dos salimos a la entrada del teatro.

Dentro del edificio aun no había demasiadas personas. Algunos matrimonios de la alta sociedad y otros jóvenes libertinos con sus jóvenes debutantes del brazo. Todo era absoluta normalidad. Ni miedo en sus caras, ni pánico por ataques de vampiros. Tener control sobre las altas esferas eran tan importante en la actualidad.

- Deberíamos relacionarnos – sonreí, aunque lo que menos quería era aguantar a viejas chismosas o jóvenes repelentes -. Al menos hasta que podamos acceder a mi palco privado – sugerí.
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 04/09/11, 06:55 pm

Amy Malory
Ft. Travel McGrow || En: Mansión /Opera


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Lord McGrow siempre tan educado, tan seguidor del protocolo, hacía que mi madre, cada vez que entraba por la puerta se deshiciera en sonrisas. Era un buen hombre y un buen partido y sin embargo a mí había algo que no acababa de convencerme. Quizás esa manera de mirarme, como si quisiera devorarme o la excesiva galantería que mostraba. Mi madre y mi doncella personal me habían asegurado que era así como un hombre debía comportarse con la mujer que cortejaba pero a mí, a pesar de todo, seguía oliéndome a chamusquina. Y eso que mis padres, mis amigas y mi padrino aseguraban que era la mejor opción para ser mi marido.

- Es momento de irnos mi Lady ¿no querrá llegar tarde a la función o si?

- No, por supuesto que no señor McGrow – dije disimulando el escalofrío que me había recorrido el cuerpo al notar su tibio aliento sobre mi cuello - . Estoy deseando disfrutar de la nueva ópera de Verdi. Y le agradezco que me haya invitado. No he hablado de otra cosa desde que llego su invitación – claro, siempre que obviásemos a Bastian de las conversaciones -. Magda, ¿harías el favor de traerme mi capa de visón? - pregunté.

Mientras Magda iba a por ello aproveché para besar a mi madre en la mejilla y despedirme de ella. La charla que habíamos tenido hacía apenas unos instantes era tan prometedora que mi humor había mejorado considerablemente.

Magda ayudó a ponerme la capa sobre mi vestido rojo de seda y tras eso agarré el brazo siempre dispuesto de Lord McGrow para salir de casa. Su coche ya nos esperaba fuera y tras ayudarme a subir nos pusimos en marcha de camino al teatro.

La mayor parte del trayecto fuimos en silencio, y es que, había veces que no encontraba temas de que hablar con él. Mi padre y mi padrino habían empezado a instruirme en temas de economía y política pero para que mentir, yo poco caso prestaba a sus lecciones. Prefería hablar de arte, de música, de literatura, de viajes imposibles y tierras desconocidas. Todo eso que descubría mientras Bastian me retrataba. A veces me emocionaba tanto que él tenía que obligarme a callar. Que distintas eran las situaciones. La cara y la cruz de la misma moneda.

Para cuando llegamos al teatro todavía era demasiado temprano. A mi no me gustaba ser rezagada, y menos en estos espectáculos, pero quizás esta vez había sido excesivo. Ni siquiera estaba abierto el acceso a los palcos.

La gran mayoría de los asistentes se agolpaban en el bar de la segunda planta y fue cuando llegamos allí que lo vi. Bastian Shaw en persona. Todavía agarrada del brazo de Lord McGrow, y acabando una conversación que él mantenía con otro hombre (de manera apresurada y poco educada), nos acercamos a él.

- Señor Shaw - saludé con una sonrisa -. No esperaba verlo a …– fue cuando la miré a ella. Estaba acompañado – quí.

Mi sonrisa sincera se cambio por una acartonada de cortesía, protocolaria.

- Le presento a Lord McGrow. Futuro dueño de las empresas McGrow. Socio de mi padre y de Lord sussex. Él es el señor Shaw – dije mirando a Travel - el pintor que está haciendo mi retrato.

Después de presentarlos miré a la mujer.

- Y ella es Rose LePrince que creo que no necesita presentación – sí, todos sabíamos bastante bien que era la madame de la alta sociedad, y sí, yo no podía estar en mi interior mas roja de ira.
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Gaia el 06/09/11, 05:10 am

Danny Doe
Ft. William Gallagher || En: Mansión Sussex

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Si Ewan supiese donde me estaba metiendo seguramente me tiraría de una oreja y me daría gorrazos hasta volver a la guarida. Sólo a mi se me ocurría, ponerme a robar cuando teníamos a la mitad de la guardia real y otro tanto de Scotland Yard detrás de nosotros.

Era el mal del ladrón. Demostrar que eras mejor que la policía, la guardia y cualquiera se te pusiera por delante. Además me había propuesto una de las casonas más seguras de Londres. La mansión Sussex.

Al igual que siempre que iba a entrar en una casa, iba vestida como un muchacho: pantalones, camisa y gorra además de mis calcetines a los que había añadido una suela para ser sigilosa como un gato. Los zapatos eran un engorro innecesario.

Colarme en la casa fue lo más sencillo. Saltar una valla en el momento preciso, y una buena colección de ganzúas hicieron el resto en la puerta del servicio. Seguramente mañana alguien sería despedido por ladrón. Una pena, pero nosotros también teníamos que sobrevivir.

La casa estaba vacía. Me había asegurado de ver salir a Lord Sussex de camino a la ópera. Seguramente ya había cenado y los sirvientes estaban retirados por lo que las zonas señoriales de la casa eran todas para mí. Desde la cocina, y por los pasillos de los sirvientes, llegué a la entrada principal. Resguardada por las sombras subí al segundo piso, donde seguramente estaría la biblioteca y las habitaciones principales. Los informadores de la calle aseguraban que Lord Sussex tenía una caja fuerte donde guardaba sus objetos de valor. Por un momento dude entre el ala derecha de la casa (mas grande, donde seguramente estarían las habitaciones) y el lado izquierdo (mas pequeño, donde seguramente estaría la biblioteca y otras salas de recreo).

Me decanté por la segunda opción y me dirigí a la biblioteca. Me arrodillé frente a la puerta y del bolsillo saqué mi estuche con ganzúas para forzar la cerradura. Introduje una de ellas y de repente, el pomo tembló. Había alguien dentro. Retrocedí todavía de rodillas buscando algúna zona oscura del pasillo donde guarecerme y esperar que pasase el peligro. Me levanté y miré a mi alrededor, para cuando la puerta se abrió tropecé contra una armadura a mis espaldas que se desmontó casi viniéndoseme encima. El yelmo me golpeó en la cabeza desparramándose unos pasos delante de mí junto a mi gorra.

- Auh! – me quejé frotándome la cabeza. Al menos el que me había descubierto no era Lord Sussex. Igual el truco de la doncella que llega tarde me valía con él-. Me ha asustado – dije como si fuera lo más normal del mundo y yo me pasase la vida en esa casa.
avatar
Gaia
Mecenas

Mensajes : 275
Fecha de inscripción : 03/09/2010
Años: : 32
Localización : Vigo

Ver perfil de usuario http://lightofdarknessrpg.el-foro.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Capítulo I. Una noche en la Ópera

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.